¡Sin excusas!

Hay un dicho popular que dice que la falta de conocimiento de la ley no me exime de ella.

Una de las cosas que he notado dentro del pueblo cristiano es  no sé si llamarlo la falta de interés o la desidia por leer la Palabra de Dios, es como si hacerlo fuera tan aburrido y tan tedioso que se convierte como en un castigo en vez de un deleite hacerlo. Muchos tienen como excusa la falta de tiempo, el no entenderla, el no retenerla y por ende no recordar lo que se leyó; lo que me sorprende es que este tipo de excusas no tienen ningún tipo de validez cuando hablamos de “sacar”

tiempo para ver un partido de futbol, una novela, un reality, una película hasta de 3 horas seguidas  y no es que esté en contra de hacer este tipo de actividades, lo curioso es que a la hora de tomar la Biblia y leerla de una manera mágica y en cuestión de segundos aparece un sueño profundo y hasta ahí llega el impulso de leerla.

Lo que me parece grave de todo esto es que finalmente no hay ningún tipo de argumento que pueda defender este tipo de actuaciones pues finalmente si se conoce o no la ley, pues por ella misma seremos juzgados.

Es por esto que quiero animarlo,  exhortarlo para que adquiera esta disciplina, le aseguro que con el tiempo no solo el Señor le estará hablando sino que empezará usted a amar la Eterna Palabra de Dios, va a adquirir conocimiento el cual no solo le hará crecer espiritualmente sino que también  su mente e intelecto con tal conocimiento le hará ser una mejor persona, un mejor ciudadano, un mejor individuo. Pero lo más importante es que este conocimiento hará que usted no solo ame más al Señor sino que al guardar su Palabra no pecará contra Él.

En mi corazón he guardado tus dichos, Para no pecar contra ti. Sal 119:11

Pero para guardarlos hay que conocerlos. Entonces no más excusas y comience ya mismo a leer la Palabra de Dios!

CLAUDIA OCAMPO

Tags: sp,, domincal,

ImprimirCorreo electrónico

Dirección:

Carrera 80# 47-23

Teléfono:

(+57 4) 589 86 92

Register and Claim Bonus at williamhill.com